Conciencia corporal y suelo pélvico

Conciencia corporal y suelo pélvico

Por Feli Gómez, maestra de Reiki, fisioterapeuta especializada en suelo pélvico y gimnasia abdominal hipopresiva.

Esta publicación va dirigida a ti, ya seas adolescente o nonagenaria, que sientes que estar bien contigo misma y con tu cuerpo te empodera, mantiene tu autoestima y calidad de vida altas, permitiéndote ser tú misma, amarte y respetarte.

A lo largo de la vida, nuestro cuerpo va evolucionando con la edad y todo nuestro ser debe ir evolucionando en sintonía.

Cuando eres joven, acciones como reír, saltar y practicar deportes de impacto deben de realizarse sin ninguna consecuencia. Es cuando, a cualquier edad, aparecen problemas y fruncimos el ceño o nos quedamos pensativas, cuando sospechamos que algo no va bien.

Si algo ha cambiado en el sexo, se escapan esas gotitas, aparece dolor local, cambia la regla, te ronda la menopausia, tienes prolapsos… cómo te sientes? Crees que necesitas ayuda? Piensas que ya pasará? Te da vergüenza explicarlo?

Sin duda, la prevención es nuestra mejor aliada, aunque cuando vivimos en salud no pensamos en cómo mantenerla. Es innata verdad?

La OMS define la salud como: un estado de perfecto bienestar físico, mental y social y no solo la ausencia de enfermedad.

Qué síntomas, problemas o cambios te condicionan en tu  día a día?

¿Te han venido respuestas a la cabeza? o sencillamente quieres preservar la salud, desde Qüestions Vitals te proponemos un abordaje a través de un taller de conciencia corporal y suelo pélvico.

 

El taller puede ayudarte a tonificar la musculatura que compone nuestro suelo pélvico de forma directa, con los diferentes ejercicios que te voy proponiendo, preservando o mejorando por ejemplo las incontinencias urinarias, fecales y de gases, dolor en las relaciones sexuales, recuperar el tono tras el parto,  además de mejorar nuestra sexualidad y autoestima, ya que la compresa sí tiene solución.

Otro aspecto que desarrollamos en el taller es la alineación vertebral y corrección postural, a través de los diferentes ejercicios que se van experimentando, pues el trabajo es tanto a nivel de cadenas musculares globales como de la musculatura más analítica. Si te duele la espalda, tus molestias desaparecerán o mejoraran en función de su origen.

 

A través de la información que reciben nuestros  pies sobre el tronco de madera, se construye toda nuestra postura, llevando  nuestra atención tanto a nivel global, como a nuestra pelvis, esfínteres y musculatura específica del suelo pélvico.

Con un tronco de madera? Efectivamente!

El tronco de madera es un gran aliado en las sesiones de los talleres de suelo pélvico y conciencia corporal, pues subidas sobre él se consigue mejorar nuestra propiocepción, trabajando los desequilibrios musculares que condicionan nuestras articulaciones y verticalidad. Aprenderemos  a gestionar  las presiones torácicas y abdominales que se producen de forma fisiológica, ya que si algunas de las paredes del abdomen que mencionaremos a continuación no están en buen estado, dichas presiones pueden ocasionar problemas funcionales, orgánicos, de continencia, dolor, etc

 

Las paredes que componen el abdomen y pelvis son:

  • A nivel superior el diafragma
  • A nivel inferior el suelo pélvico
  • A nivel anterior la musculatura abdominal
  • A nivel posterior la musculatura lumbar

Como pincelada del diafragma decir que es el músculo responsable de un 80% de la respiración. Es un músculo muy emocional y necesita ser mimado.  Le dedicamos la atención que merece en el taller.

Para resumir, decir que cada mujer tiene una necesidad diferente y  personal. Podemos ayudarte si tienes pérdidas de orina, estreñimiento, si estás en periodo postparto, si padeces endometriosis, si no entiendes qué te pasa, si quieres ser mamá y quieres mejorar previamente tu periné, si quieres conocer y sentir esta zona, si vives con dolor de espalda, si  mantienes malas posturas  por tu trabajo, uso de tacones y por supuesto si apuestas por la prevención. Esa es la mejor ayuda que puedes ofrecerte a ti misma.

De nosotras depende que desaparezcan los tabús. Que se hable libremente del tema. Descubrir que nuestro caso no es único. Que vale la pena recuperar la confianza al reír, toser, realizar ejercicio, coger peso, volver a disfrutar de la sexualidad, de todo tipo de ropa. Cada una de nosotras  es única y a la vez todas estamos conectadas. Tendrás la discreción que necesites y el silencio si así lo deseas. Es tu espacio. Nuestro espacio, creado sesión a sesión, retroalimentándonos y respetándonos entre nosotras. Recordemos que la felicidad es innata.

Añadir que otro abordaje es la gimnasia abdominal hipopresiva. Hablaremos de sus virtudes en otra entrega.

Si sientes que podemos ayudarte será un placer compartir.

 

Por Feli Gómez, maestra de Reiki, fisioterapeuta especializada en suelo pélvico y gimnasia abdominal hipopresiva.