¡¡POR FIN VACACIONES!!!!! ¿¿Playa o Montaña??

¡¡¡¡POR FIN VACACIONES!!!!!

¿¿Playa o Montaña??

Por Miriam Diaz, fisioterapeuta y Quiromasajista en Cos Vital, y Docente en la escuela impartiendo clases de Quiromasaje, vendajes funcionales, Mesoterapia Articular y Ciencias de la Salud.

Es muy posible que seas de los afortunados que acaban de realizar ese grito tan ansioso de ¡¡¡POR FIN VACACIONES!!!!!!, si es así muchísimas felicidades. Ante esta etapa del año, nos debatimos entre playa o montaña, si eres de los que has elegido montaña, este post va contigo.

Estamos en verano y nos gusta hacer cosas diferentes al resto del año, así que decidimos hacer excursiones y ver nuestros preciosos parajes nacionales, no tenemos nada que envidiar al resto del mundo. Pues aquí van unos consejos para que un plácido día, no se convierta en nuestra peor pesadilla.

Antes de embarcarnos en nuestra excursión es imprescindible informarse de la previsión meteorológica, ya que es fácil que nos encontremos con tempestades y bajadas de temperatura en pocas horas.

Es muy importante conocer o saber la ruta que vas a seguir.

Y lleva siempre contigo un sistema de localización de gps y el móvil cargado y guardado en una bolsa impermeable o hermética, para evitar que se moje.

Estudia y planifica la ruta conforme con tu forma física. Averigua si por el camino encontraras agua potable, refugios, el tipo de terreno, las subidas y bajadas que te vas a encontrar en el camino… ya que un simple paseo tranquilo se puede convertir en un verdadero infierno agotador, y algo que tendría que durar 2 horas se pueden convertir en 8 horas o saber cuántas más.

Calienta antes de realizar la caminata las extremidades y el tronco, sobretodo si has de cargar una mochila durante muchas horas.

Si es posible hazte con una mochila ergonómica que se ajuste perfectamente a tu espalda.

Antes de realizar cualquier tipo de caminata, previamente has debido de fortalecer los cuádriceps (muslos), para evitar lesiones en las rodillas.

Realizar ejercicios para fortalecer los tobillos y evitar lesiones, llevar un calzado adecuado para la montaña.

Lleva ropa adecuada y siempre alguna pieza de abrigo o una manta térmica.

Lleva material para las ampollas tipo compeed, tiritas…

Una linterna y un silbato, ya que pueden ser muy útiles en el caso de que te pierdas.

Haz los descansos que sean necesarios, hidrátate frecuentemente y lleva agua suficiente por si no encuentras agua por el camino.

Debes proteger tu piel con protector solar, y evita las horas centrales del día.

Siempre que sea posible cuenta con la ayuda de un guía de montaña.

Espero que disfrutes de tus vacaciones y nos veamos sanos y salvos a la vuelta.

Por Miriam Diaz, fisioterapeuta y Quiromasajista en Cos Vital, y Docente en la escuela impartiendo clases de Quiromasaje, vendajes funcionales, Mesoterapia Articular y Ciencias de la Salud.