Vendaje ¿Qué son las tiras de colores y para qué sirven?

VENDAJE NEUROMUSCULAR

¿Qué son las tiras de colores y para qué sirven?

Por Miriam Diaz, fisioterapeuta y Quiromasajista en Cos Vital, y Docente en la escuela impartiendo clases de Quiromasaje, vendajes funcionales, Mesoterapia Articular y Ciencias de la Salud.

Hoy en día, da lo mismo por donde vayamos, vemos continuamente a personas que en sus cuerpos tienen adheridos unas tiras de colores, azules, fucsia, negras e incluso con estampados de ¡!!leopardo!!! Y sé que os preguntáis: ¿y eso sirve para algo? ¿pero qué es lo que hace? Con este post intentaré dar respuesta a esas dudas.

Esta “nueva” técnica de vendaje, nació en los años 70 a mano del Dr. Kenzo Kase y actualmente está en plena fase de “descubrimiento” por parte de terapeutas y pacientes, puede por su propia sencillez, frustrar sus expectativas si no se lleva a cabo un estricto protocolo de colocación, desde el inicio hasta el final.

Esta técnica recibe varios nombres, kinesiotape, vendaje neuromuscular, kinesio taping… se desarrolla aplicando conceptos Kinesiológicos —de ahí su nombre— es una técnica de vendaje que busca conseguir una movilidad total del músculo sin restricciones, donde la función muscular cobra vital importancia para activar procesos naturales de autocuración en el cuerpo —influyendo desde el exterior las 24 horas— y procurar que el dolor que ha aparecido con el movimiento, desaparezca a través del mismo.

La venda que se aplica posee características específicas que la hacen distinta al material utilizado hasta la fecha. Se trata de una cinta elástica adherida a un papel protector con un 10% de pre-estiramiento a la que podemos aplicar hasta un 140% – 160% de estiramiento.

Una vez separada del papel protector, es una venda adhesiva y el pegamento utilizado normalmente es el Cyanoacrilato de uso médico. La superficie de apoyo, la que lleva el pegamento, no es simétrica ni longitudinal como todas las adhesivas clásicas, sino que presenta unas ondulaciones a modo de “5” que serpentea durante su trayecto y que, junto a la elasticidad longitudinal de la venda, ayudará a la formación de “convoluciones” en determinados vendajes, arrugas características del método que levantan la piel para conseguir un mayor flujo sanguíneo y un aumento de información en la zona.

Se puede mojar, no hace falta retirarla, protegerla o taparla para ducharse, bañarse… y además es duradera, pues su permeabilidad la hace transpirable lo que permite mantenerla un mínimo de 4 días en algunos casos y otros cuatro adicionales según tolerancia por parte de la piel y cuidados prodigados por parte del que la lleva.

Una vez colocada se activa por medio del calor al frotarla suavemente. Es la razón de que con el paso de los días no pierda tantas propiedades como ocurre con otros sistemas de vendaje. El propio calor del cuerpo la mantiene activa. Con estas propiedades, su objetivo será el tratamiento de lesiones musculares, articulares (tendinosas y ligamentosas), neurológicas, procesos que cursan con inflamación y linfedemas.

 

EFECTOS FISIOLÓGICOS

Los efectos fisiológicos que se atribuyen al Vendaje Neuromuscular son debidos a las características peculiares de la venda o al método de colocación, según lo que prime en cada circunstancia.

El efecto analgésico es atribuible a la disminución de la presión intersticial y a la activación del sistema de analgesia natural del organismo (endorfinas, encefalinas…) El estiramiento y contracción muscular por sobresolicitación, así como las cargas y descompensaciones a las que sometemos las articulaciones a lo largo del día, crean problemas de contracturas, espasmos, restricciones del flujo sanguíneo-linfático, inflamaciones que aumentan, en definitiva, la presión intersticial.

La venda puede aliviar el dolor provocado por ese aumento de presión intersticial activando el estímulo de los nociceptores (terminaciones nerviosas encargadas de la transmisión de dolor) al ser capaz de levantar la piel del subcutis y favorecer así el drenaje y descompresión de dicha zona.

Los nociceptores, responsables de la activación de los estímulos de dolor, pueden ser influidos directamente por el nuevo estímulo que genera la venda gracias a la normalización de la circulación sanguínea en primer lugar y su evacuación linfática posterior.

El kinesiotape previene la fatiga muscular, educa al músculo débil, aumenta la movilidad articular, alivia el dolor por normalización del tono muscular y descomprime los tejidos.

 

Al colocar la tira es muy importante saber qué es lo que quieres lograr, para utilizar la técnica de aplicación adecuada, ya que cada una de ella se coloca de una forma específica, al igual que la tensión de la tira es variable, según el objetivo que se esté buscando, y la tensión es uno de los aspectos más importantes y controvertidos en el manejo de la técnica.

 

Así, que os invito a que dejéis de gastaros el dinero en compraros los rollos en farmacias u otros centros, ya que, sin el conocimiento necesario para realizar esta técnica, lo único que hacéis es tirar el dinero a la basura.

 

Buscar la ayuda de un profesional, que encantado intentara aliviar vuestra molestia.

 

Por Miriam Diaz, fisioterapeuta y Quiromasajista en Cos Vital, y Docente en la escuela impartiendo clases de Quiromasaje, vendajes funcionales, Mesoterapia Articular y Ciencias de la Salud.

 

Si tienes cualquier duda nos puedes llamar al teléfono 93 718 06 31 en horario de oficina.